Hoy toqué una guitarra. No sé como. Algo salió. No sé escribir en alguna nomenclatura entendible.
Mi hermano lo hizo simple:

Traste / cuerda / cantidad de punteos:

5/3/2
4/2/2
3/1/2
3/2/1

3/2/1
2/1/1
0/1/1 (sip, tocar la cuerda sin presionar)
2/2/1

2/2/1
3/3/1
4/3/1
3/2/1

3/2/1
4/3/1

3/2/1
3/3/1
.
.
.
?

que salió? no lo sé, pero me gustó, y me dió tranquilidad (momentánea, claro).

Ha sido una semana sincera
(al menos de mi parte)

Releyendome

Noto cierto estilo telegrama.
Estoy confundido.
Stop.

de cuando empecé:
hice trampas al poker
(defraudé a mis amigos)

- Espero que este silencio pase pronto (ojalá supiera como hacer para que pase pronto)
- y si no pasa pronto?
- buena pregunta. Yo no puedo ver el futuro, pero intentaré hacerme uno aquí
- ...
- no te engaño, no?


es que necesito creerme todo ese ánimo para no darme al abandono, para no dejarme vencer por esa voraz incertidumbre que se convierte en certeza.

Percepción

Te lo hubiera creído todo. Si me hubieras dicho inclusive que habias sido robada por un dragón (antes hubieras tenido que decirme que los dragones existen, claro). Hubiera dejado atrás todo a cambio de una espada que blandir. Aún si mañana me dijeras que no habías sido tú, sé que te creería.
Me enfria esa facilidad tuya (o es que realmente es todo tan facil?) para liberar una mentira tras otra. No te acuso, no te juzgo. Otros junto a mi mienten más que tú. Pero ellos no me importan.
Mañana este episodio quedará olvidado
(para aquellos beneficiarios de esta extraña bendición de olvido)
Una amiga dijo "...y si estoy mal algunas veces no lo notaras, pero otras si lo notaras."
Yo no lo sabré. Y es cierto también que a veces no puedo leer mas allá de estas lineas. Mis amigos no me mienten (o quizás si lo hagan, y yo no me he enterado).
Bueno, lo admito: un "estoy bien" es una mentira yo también he lanzado. La comprendo y la acepto. De repente los he llegado a querer tanto que sus mentiras (que han de ser pocas - ruego -) ya son olvidadas. Tal vez ya me hayan mentido otras veces antes y ya no lo recuerdo. Eso es el perdón, finalmente (así dice un paradero, bueno, varios): Olvido

Idoru

Tenía una peculiar habilidad para las arquitecturas de recolección de datos, y un déficit de concentración, médicamente documentado, que en determinadas circunstancias podía derivar hacia un estado de tensión patológica


A veces me sucede que viendo, oyendo y leyendo, me encuentro sumando 2 + 2 y que obtengo? Watergate. Es como si las piezas que recoge mi mirada durante el dia se pusieran a bailar ante mis ojos y se agrupan en rondas que no me atrevería a formar conscientemente. Pocas veces he llegado al límite. La depresión actúa en esos casos como un agente de liberación: Tengo una pregunta, encuentro la respuesta a las preguntas que sobrevendrian después, me deprimo, pienso que no deberia haber encontrado tantas respuestas a preguntas que no llegué a formular y sigo con mi "vida".
Pero otras veces no. Otras veces la respuesta me inunda y me avasalla. No encuentro un simil por ahora. solo diré que es demasiado para mí. Entonces cierro los ojos e intento tararear alguna canción del jardín de infantes.
Con los ojos cerrados y tarareando voy por las calles, trabajo y escucho la radio. Leo y escucho en mi cabeza el eco de las palabras hasta que frases completas pierden el sentido y pasan a ser cánticos que uno deja escapar cuando canta con la mente en blanco. Entonces las verdades ya no significan nada.