Lúbrico:
(vaya que lo fué)

Hey, que fué un gran dia aquel en que no pensé ni recordé. Aquel en que no pude ni asistir a mi entierro.
Sabores, olores, sensaciones... sonidos!. Quien me imaginaria perdido en esta marejada de sensualidad, con cada sentido alerta a la siguiente - siempre imposible de prever - caricia.

No hay comentarios.: